Me convertí en un ciudadano Americano cuando el abogado se hizo cargo de mi caso. El fue muy persistente al defenderme frente al oficial de inmigración. Su conocimiento y profesionalismo pagaron por todo.